Con obreros sanjuaninos, continúan por ahora las obras en El Tambolar

28-04-2020

Más de 300 personas trabajan en el cuarto dique que se construye en el Río San Juan. En las próximas semanas se sumaría la gente de otras provincias.

Con obreros sanjuaninos solamente, continuaron los trabajos en el dique El Tambolar, la cuarta represa que se levantará sobre el río San Juan. En las próximas semanas regresarán los trabajadores de otras provincias, normalizándose las tareas en todos los frentes de la obra, así lo adelantó el titular de EPSE (Energía Provincial Sociedad del Estado), Víctor Doña.
Doña contó que cuando el Gobierno Nacional decretó el aislamiento social obligatorio, la obra prosiguió pero con un ritmo menor. “Solamente quedaron 150 personas, mientras que los operarios de otras provincias, la mayoría jefes o supervisores, volvieron a sus hogares”, explicó.
A medida que fueron transcurriendo los días y luego de establecer un protocolo que se acordó con Salud Pública (por ejemplo las movilidades en la que trasladan a los obreros van con la mitad de la capacidad total), se fueron incorporando más personas a los trabajos de esta segunda etapa del dique, que consisten principalmente en la construcción de la presa, un túnel de adicción, un vertedero a cielo abierto, la casa de máquinas y la estación transformadora.
“Actualmente están trabajando 320 personas en casi todos los frentes, seguimos con las perforaciones, principalmente en la base de la presa, y con tareas en el costado del túnel de aducción”, afirmó el titular del ESPE y agregó: “La parte de explosivos se suspendió porque se fueron los supervisores, lo que atrasó el trabajo en uno de los frentes importante”.
Según lo manifestado por Doña, en los últimos días se sumaron al trabajo varias personas que regresaron de sus provincias, cumpliendo antes la cuarentena en los hoteles respectivos.
“Si logramos que el resto de la gente de afuera regrese en las próximas semanas, probablemente la obra tendrá ritmo completo en los frentes en los que actualmente estamos trabajando”, resaltó el presidente de EPSE, quien adelantó que “esta semana es factible que se retome con los explosivos”.
El ingeniero también señaló que están trabajando en la construcción de un segundo campamento, dos kilómetros río abajo del actual, con capacidad para albergar a 450 personas más, cuya finalización, que en un principio estaba prevista para mayo, se prevé para fines de junio.
“Necesitamos tener un nuevo campamento, porque ha medida que pase el tiempo sumaremos más frentes de obra los que significará la incorporación de más gente”, dijo Doña, quien aclaró que “todo se analizará de acuerdo a cómo evoluciona la pandemia”.
Con respecto al avance de la obra, Doña sostuvo que tiene “un avance del 4%”, recordando que el contrato se firmó en julio del año pasado y en agosto se comenzaron los trabajos, previa readecuación de todas las instalaciones que habían permanecido cerrada por varios meses.

La primera etapa de la obra
La primera etapa, que tuvo un costo de 70 millones de dólares y que se finalizó en julio de 2018, abarcó la construcción de dos túneles de hormigón para poder desviar el río. Los fondos fueron provenientes del Fideicomiso Punta Negra.
El nuevo dique, el cuarto que se construye en el río San Juan luego de Ullum, Punta Negra y Caracoles, permitirá incorporar 70 Megavatios (70 MW) al sistema eléctrico sanjuanino y nacional, albergando su embalse 605.000.000.000 de litros, convirtiéndose en el principal reservorio de agua en San Juan.

Autor
Diario El Zonda
Fuente