Central Hidroeléctrica Quebrada de Ullum

11-05-2020

La cuarentena por la pandemia de coronavirus, COVID -19, en la Argentina fue decretada el 16 de Marzo 2020, días previos a esta fecha en la CHQU se comenzaron a realizar capacitaciones a nuestro personal sobre los cuidados que se debían tener en la central y en nuestros hogares para evitar la propagación y el contagio”, comienza relatando nuestro compañero, el Ing. Matias Samat.

CAPACITACION Y PREVENCION:

Se recibió capacitación de personal de Salud, seguridad laboral, Calidad y Ambiente de EPSE, se difundió la información recibida de la ART y se modifcaron los procedimientos enviados por casa central de EPSE para adaptarlos a nuestro lugar de trabajo. Por ejemplo, se determinó que los proveedores NO debían ingresar a la central y que los materiales que se entregaban se debían desinfectar antes de colocarlos en el montacargas, siempre manteniendo la distancia de seguridad con
el proveedor.

Por otra parte, al personal de vigilancia (contratista) de la central se le entregó un equipo de radio para mantener comunicación a distancia con personal de la central y de esa forma evitar el contacto directo. Por directivas de EPSE se planifcó una rotación del personal de tal forma para mantener una guardia mínima e indispensable para el funcionamiento de la central.

CAMBIOS DE HÁBITOS EN LA CENTRAL
- Se mantienen distancia entre el personal.
- La desinfección de los zapatos al ingreso de la Central.
- Saludos a distancia.
- NO se comparte vasos, cubiertos ni mates.
- Limpieza de picaportes, lugar de marcaje y montacargas con mayor frecuencia.

MANTENIMIENTO PROGRAMADO:
Dado que la central tenía programada una parada para mantenimiento, la semana del 26 de Marzo, la Central Salió de servicio y todo el personal estuvo presente en la misma para realizar mantenimiento, tomando las medidas de seguridad correspondientes. En esta parada se detectó un problema en los alabes del rodete, por
lo cual se realizaron gestiones para que un contratista externo realice el trabajo.

Los primeros días de Abril por problemas en los alabes del rodete de la turbina Kaplan tuvimos que trabajar en conjunto con personal de IMPSA, en esta fase se ampliaron las medidas de seguridad para evitar el contagio, el personal de EPSE e IMPSA se desinfectaba previo al ingreso a la central, se tomaba la temperatura de
cada integrante, se determinó el uso obligatorio de barbijos y mameluco, el personal de IMPSA solo podía utilizar el montacargas y se dispuso un sanitario para uso exclusivo de ellos, tampoco se compartía lugar de trabajo ni sector de comida.

Finalizado el trabajo se desinfectó la zona donde trabajó el proveedor. Luego de que la central entrara en servicio se retomaron las guardias mínimas para el
funcionamiento de la central.

Autor
Unidad de Comunicación EPSE
Fuente
EPSE